Long tail SEO: qué es y cómo trabajarlo

Long tail aplicado a SEO

A la hora de elaborar la estrategia SEO, no te puedes centrar sólo en las palabras clave con mayor volumen de búsquedas en Google. Existen decenas o cientos de keywords similares o relacionadas que puedes utilizar para aumentar el tráfico orgánico de tu web. Aquí entra en juego el concepto de long tail en SEO. Estas son aquellas  palabras menos populares o con menos búsquedas en Internet, pero con potencial para lograr la conversión o venta final.

¿Qué es el long tail en SEO?

Long tail en inglés significa cola larga en castellano. Es un tecnicismo marketiniano que expresa que el mercado es un conjunto de nichos con mayor o menor grado de popularidad o potencial económico. Cuanto más popular es el nicho, el producto o el servicio, más difícil es lograr el éxito puesto que habrá más competencia en la puja por el cliente. El término long tail hace referencia a los nichos menos populares y con un volumen económico inferior pero que son igualmente viables y rentables.

Este concepto se acuña dentro de la estrategia SEO para denominar a las keywords que no forman parte del grupo de palabras clave principales o que son menos relevantes. Con menor relevancia nos referimos a que tienen inferior volumen de búsquedas mensuales pero son más fáciles de posicionar. ¿Por qué? Porque a menor volumen de búsquedas, habrá menos competidores o, al menos, con menor autoridad que en la keyword primaria, y por lo tanto, más posibilidades de aparecer en el podio de resultados.

En ocasiones, los contenidos long tail, además de resultar más fácil aparecer en las primeras posiciones, tienen un mayor ratio de conversión. Las personas que buscan en Google palabras clave más genéricas pueden tener una intención de búsqueda informativa. Mientras que otras más búsquedas más específicas muestran un mayor conocimiento del usuario en el tema y pueden tener una intención más comercial o transaccional. Esto no siempre es así, y por supuesto que tienes que intentar alcanzar el top 3 en las SERP para tus palabras clave principal, pero sin descuidar las palabras de cola larga.

Cómo trabajar las palabras clave long tail

No es complejo encontrar y seleccionar nuevas palabras clave que sean interesantes para tu público objetivo. Con ayuda de Google y de herramientas de analítica y medición de consultas en los motores de búsqueda, puedes encontrar decenas de palabras de tu nicho y posicionarlas en los primeros resultados de las SERP. Cuantas más palabras añadas detrás de la palabra clave principal, con un mínimo de interés y consultas en los buscadores, más fácil resultará posicionar y atraer clics para captar clientes potenciales y ventas.

Estos son los pasos que te recomendamos seguir para elaborar una buena lista de palabras long tail SEO:

  1. Analiza a tu competencia y sus landing pages o enlazado interno para ver qué palabras clave están dentro de su estrategia de visibilidad orgánica o de pago
  2. Estudia en profundidad a tus clientes y conoce cuál es su intención de búsqueda. Habla con ellos, pregúntales cuáles son sus necesidades o realiza encuestas para saber cómo te han encontrado
  3. Utiliza el buscador de Google y la función de autocompletar para encontrar consultas relacionadas de los usuarios
  4. Herramientas como el planificador de palabras clave de Google, SemRush, Screaming Frog o cualquier otra plataforma
  5. Elabora contenidos de valor y orientados a SEO y a tu ‘buyer persona’: artículos, vídeos o landing pages

Ejemplo de long tail aplicado a SEO

Un ejemplo para entender esto último. Imagina que vendes zapatillas Nike para diferentes actividades: fútbol, pádel, baloncesto o zapatillas normales. Un usuario que busque el término «zapatillas nike» puede estar curioseando por tema de precios, ver diferentes modelos o simplemente por aburrimiento.

Como vemos en la imagen superior de la herramienta SemRush, aquel que busque «zapatillas nike pádel» tiene una intención de compra, ya que quiere unas zapatillas para un deporte en concreto, y esto sugiere una necesidad. Otra persona que busque «zapatillas nike court» (es un modelo concreto para pádel), definitivamente muestra la intención de que quiere comprar este modelo. O, al menos, realiza una comparación entre diferentes marcas para decantarse por una.

TOP 6 de Meta Tags más importantes para SEO

meta tags más importantes SEO

Para alcanzar e impactar a nuestro público objetivo a través del marketing de contenidos, estos deben aportar valor a los clientes potenciales y a los motores de búsqueda. Sí, has oído bien. Cuando se utiliza la expresión de la optimización de un artículo o una página, se refiere a orientar el contenido, es decir, títulos, cuerpo del texto o imágenes de la web, a que se coloque en las primeras posiciones de resultados de Google y del resto de buscadores. Uno de los factores clave para alcanzar el top 3 de las SERP es de la utilización correcta de las meta tags SEO.

¿Qué son los meta tags y cuál es su función en SEO?

También llamadas meta etiquetas por su traducción al español, son componentes del código HTML de una página muy relevantes para que los motores de búsqueda detecten de qué trata el contenido. Las meta tags ayudan a los buscadores a posicionar las mejores páginas para resolver las diferentes intenciones de búsqueda de los usuarios. Además del texto e información pura, en el enlace de la página o en la descripción de una imagen podemos insertar estos fragmentos de código con las palabras clave adecuadas.

El objetivo de los meta tags en SEO es justamente este. Colocar las keywords más relevantes en las diferentes etiquetas de la web. No sólo la palabra clave principal, también las long tail o de cola larga, es decir, aquellas que tienen menor volumen de búsqueda pero existe mayor probabilidad de éxito de posicionar el contenido y atraer tráfico cualificado.

Las últimas actualizaciones del algoritmo de Google apuntan a que el usuario interactúa con el buscador y le formula preguntas directamente. ¿No le has preguntado alguna vez a Siri o a Alexa que te dijera qué tiempo va a hacer hoy? Precisamente por esto, es recomendable recoger y responder a las preguntas más habituales que tu público objetivo se hace antes de contratar el producto o servicio que vendes.

Las 6 meta tags más importantes para SEO

Existen decenas e incluso cientos de meta tags por cada página web que se pueden optimizar y que son importantes para el Search Engine Optimization (SEO). Los buscadores prestan especial atención a 6 de estas etiquetas:

  • Title: el título de la página que se mostrará en los resultados de las búsquedas (SERP) y que más tiene en cuenta Google. El encabezado debe contener las principales palabras clave. Recuerda que, aunque tienes que tener en cuenta a los motores de búsqueda, escribe siempre para los usuarios y no para Google.
  • Subtítulos: estas etiquetas sirven para estructurar y jerarquizar el contenido para el lector, aunque también tienen efecto sobre el SEO. Estos tags son los H1, H2, H3… El H1 es similar a la etiqueta title, pero este se mostrará en la página y no en las SERP, por lo que su función principal es organizar el contenido para los usuarios. Aquí deberías insertar las keywords secundarias y palabras relacionadas semánticamente.
  • Metadescription: es una descripción más amplia para Google y el resto de buscadores del tema de la página. Se muestra en los resultados de búsqueda, justo debajo del título de la página. El meta tag description debe ser un breve resumen del contenido que consiga atraer la atención del usuario para que haga clic en la página.
  • Meta tag ALT: describe el contenido de las imágenes insertadas en la página.
  • URL: dirección o enlace de la página. Junto con el título y las keywords, es uno de los factores más relevantes para SEO.
  • Robots: indica a los buscadores si la página está indexada (puede mostrarse en las SERP) y si debe ser rastreada por las arañas. Si no queremos que aparezca la página en los resultados de búsqueda, insertamos la variable de noindex nofollow. 

‘Sobreoptimizar’ el contenido no da mejores resultados

Hace unos años, cuando se empezaba a conocer el concepto de SEO y posicionamiento o visibilidad en Internet, se aplicaban técnicas muy diferentes a las actuales. Por ejemplo, el meta tag keywords era de los más importantes, mientras que hoy en día apenas tiene relevancia. Tiene lógica, puesto que era una técnica black hat SEO, es decir, una especie de engaño para que los motores de búsqueda posicionen mejor el contenido.

El algoritmo de Google y del resto de buscadores ya conocen estas técnicas y han evolucionado para evitar ‘ser engañados’. La etiqueta keywords, antaño la más importante, ahora tiene un valor residual. Es decir, por muchas palabras clave que se reflejen en esta etiqueta, si el contenido de la página no aporta valor a la keyword o, directamente, no se habla de ella en la página, el buscador interpreta que le estamos tratando de mentir.

‘Sobreoptimizar’ no es exactamente engañar al buscador, pero sí sobreactuar o recargar demasiado el contenido para Google y no para los usuarios. No utilices la misma palabra clave para todas las etiquetas. Utiliza las keywords de long tail o palabras relacionadas semánticamente. En resumen, si el contenido es atractivo, interesante y de valor para el visitante de la web, los buscadores lo situarán en los primeros resultados de búsqueda.

Redirecciones web: qué son y cómo hacerlas (SEO)

redirección web SEO

Un cambio en la URL de una web, una página de un producto descatalogado o una migración de http a https son algunas de las situaciones donde es necesario hacer una redirección web. A la hora de redirigir o cambiar de ubicación una página o incluso un dominio completo, es importante seguir unas pautas para que no perjudique al posicionamiento SEO del site.

Existen dos tipos de redirecciones: temporales o permanentes. Vamos a ver en qué consisten, cuándo debes aplicar cada una de ellas y cuáles son los pasos para realizarlas.

¿Qué es una redirección web?

Al hacer una redirección web se comunica a los motores de búsqueda el cambio de una página por otra. Hay varios motivos para hacer una redirección. ¿Cuáles son los casos en los que hay que aplicar una redirección?

  • Renovación o modificación total del contenido de la web, incluida la URL o el enlace
  • Fusión de varias páginas en una URL canónica
  • Borrado de una página, en la que se dirige el tráfico de la antigua a la nueva
  • Cambio del nombre del dominio
  • Migración del dominio de http a https

Estos son algunos de los más habituales, aunque no son todos. Desde el punto de vista SEO, una redirección web transfiere la autoridad de una página a otra, siempre que se haga bien. Una empresa no puede permitir que su dominio devuelva algún código de estado 400, como el temido 404 not found, que indica que el contenido no existe. Este tipo de errores perjudican notablemente a la visibilidad en Internet y al posicionamiento en buscadores. Una página web eliminada es uno de los factores que más penalizan al SEO de un dominio.

Tipos de redirecciones: permanentes y temporales

Una redirección permanente es aquella que devuelve el código de estado 301. Este tipo de redireccionamiento indica la nueva ubicación de la página a los motores de búsqueda. En cambio, la redirección temporal o redirección 302 dirige a los usuarios por un periodo de tiempo determinado a una nueva web.

Redirección 301 y 308 (permanente)

En SEO, este tipo de redirección traslada toda la autoridad del antiguo contenido al nuevo. ¿Y qué significa traspasar la autoridad? Google y el resto de buscadores otorgan una puntuación, clasificación o ‘poder’ al dominio y cada una de las páginas que lo conforman.

Esta autoridad, también conocida como link equity, page authority, page rank o cualquier otro anglicismo que se le parezca, se consigue con información de interés para la búsqueda del usuario, la puntuación del dominio o por el linkbuilding (estrategia de enlaces externos e internos. De los ejemplos comentados anteriormente, una migración de http a https, el borrado de una página o la actualización de su contenido son algunos de los casos donde realizar una redirección 301 permanente.

La redirección 308 cumple una función similar pero se cree (no hay nada oficial ni ningún dato que lo confirme) que no traspasa el link equity. Los expertos en SEO recomiendan no utilizarla y aplicar en su caso, siempre que se pueda, la 301.

Redirección 302 y 307 (temporal)

Estos dos tipos de redirecciones informan a Google que una página cambia su ubicación de manera provisional. Por ejemplo, por una promoción de algún producto o una campaña especial de Navidad o de rebajas. La redirección 302, igual que la 301, traspasa la autoridad de la página permanente a la temporal. Es recomendable utilizar este código de estado en lugar del 307, que no es tan beneficioso para el posicionamiento en buscadores.

¿Es perjudicial redirigir una web para el SEO?

Como hemos visto en los dos tipos diferentes de redirecciones, no, redirigir una página web no perjudica al SEO del dominio o de la propia página. Eso sí, hay ciertas pautas o directrices para hacerlas correctamente y situaciones que se deben evitar. A las arañas de los buscadores no les ‘gusta’ que una página tenga múltiples redirecciones. No es aconsejable y es, incluso, negativo.

Un ejemplo claro de esto es redirigir varias páginas de una a otra. Por ejemplo, la página 1 redirige a la página 2, la página 2 a la página 3 y la página 3 a la página 4. En este caso, basta con redirigir todas a la página 4 para reducir el tiempo de rastreo de la web y que sea más ‘SEO friendly’.

Esto es lo que necesitas saber sobre el SEO On Page

SEO On Page

Existen dos formas de optimizar el contenido orientado a SEO de tu página web, blog o tienda online: con estrategias internas y externas a tu dominio. La primera se corresponde con el SEO On Page, que es el conjunto de técnicas que lleva a cabo la propia empresa o propietario de la web en su dominio; la segunda, el SEO Off Page, son todas aquellas mejoras que se producen fuera de la web. Por ejemplo, establecer relaciones con medios digitales del sector para que mencionen a tu marca o escribir un post de invitado en un blog del sector.

En este artículo explicaremos todas las técnicas que afectan al SEO On Page o, en castellano, las técnicas para aumentar la visibilidad orgánica y que se aplican directamente sobre tu página web.

¿Qué es el SEO On Page?

En el primer párrafo hemos mencionado una aproximación de la definición del SEO On Page. ¿Pero, qué es realmente? ¿Cuáles son esas técnicas para mejorar el posicionamiento de las páginas de tu dominio? Este tipo de estrategia de posicionamiento o como queramos llamarlo, se centra en la optimización del contenido de valor y de la estructura de las páginas de tu site. No importa si es la home, landing pages o artículos del blog corporativo. Ahora, te deberías estar haciendo otra pregunta: ¿cómo optimizo todo esto?

Aquí entran en juego aspectos técnicos, principalmente en lo que respecta a la arquitectura de la web, y aspectos de contenido y linkbuilding. La optimización del código, el enlazado interno, relación semántica de categorías y URLs o la optimización de etiquetas son algunos de los factores que forman parte del posicionamiento On Page.

¿Qué hacer para mejorar el SEO On Page?

Ya se han mencionado algunas de las técnicas, pero existen muchas más que se pueden aplicar para aumentar la visibilidad de tu página. Depende del aspecto en el que te quieras enfocar, a no ser que seas desarrollador, ingeniero informático o experto en SEO y marketing digital, no debes ni puedes modificar nada. Para cambiar el código de la web son necesarios conocimientos de programación (por ejemplo para cambiar el título de una página) y para saber qué títulos, keywords o palabras clave asignar a cada sitio debes tener una amplia experiencia con los motores de búsqueda.

Mejora el contenido

El contenido que ofreces a los visitantes de tu web es el factor diferencial. Enfoca tu estrategia SEO en el producto o servicio que vendes y crea información de valor en torno a él. Es ineficiente hacer una sesuda búsqueda de palabras clave o trabajar en profundidad el enlazado interno si luego la home de tu web tiene faltas de ortografía.

Empieza por redactar con sentido tus textos, con gramática y ortografía impecables, y, junto con esto, acompaña el resto de factores SEO. En muchas ocasiones, el primer contacto con tus potenciales clientes son los primeros párrafos que has escrito en tu página principal o en una landing page. Es un aspecto al que prestar atención. Parece irrelevante y obvio, pero… no lo es.

Si tu empresa, además, tiene presencia en Youtube o redes sociales como Instagram, presta atención al diseño gráfico y a la producción de vídeos. Y si no estás ya con ello, márcatelo como objetivo para el medio plazo. La producción audiovisual y gráfica, para la mayoría de negocios, son una fuente constante de clientes potenciales.

Optimiza las etiquetas HTML

Después de mejorar el contenido puro, hablemos de las etiquetas o metaetiquetas HTML. Estas clasifican u ordenan el contenido de tu web en: título, subtítulos, cuerpo o pie de página, entre otros. Las etiquetas se pueden optimizar para mejorar el posicionamiento orgánico. Desde un CMS estándar se modifican fácilmente, pero si sólo accedes a ellas a través del código fuente será mejor que cuentes con un profesional. Las más importantes son:

  • Title: título principal de la página a ojos de Google. Una de las etiquetas con más peso.
  • H1, H2, H3: el primero es el que se muestra en los resultados de búsqueda o SERP, mientras que el h2 es para subtítulos y el h3 para subtítulos de menor importancia. Se pueden utilizar más, pero son los principales.
  • Description: pequeña descripción donde se indica de qué se habla en la página. La descripción tiene que tener relación con el título, los subtítulos y el cuerpo.
  • Body: es el cuerpo del texto. Además de las palabras clave principales y la aportación de información de valor, la relación semántica y la coherencia del texto debe ser perfecta.

Enlazado interno

En las etiquetas anteriores se podría añadir la optimización de URLs, es decir, los enlaces o direcciones de cada página. Redactarlas de la forma más sencilla es vital para que Google sea capaz de rastrearla sin confusiones. Omite las palabras irrelevantes como artículos, determinantes o caracteres raros y céntrate en las palabras más importantes. Desde cada página se puede enlazar a otras para estructurar el contenido y facilitarle la navegación al usuario.

Al dirigir al usuario a otra página, los motores de búsqueda entienden que es relevante para el contenido de la página y también se traspasa algo de autoridad. O mucha, nadie lo sabe a ciencia cierta. La autoridad o pagerank es la puntuación que los buscadores le dan a cada una de las páginas web del sitio o al dominio en su conjunto. Un buen enlazado interno ayuda a mejorar el PR y dirigir la autoridad a las páginas que más te interesen o que más conviertan.

Ten cuidado con aplicar técnicas de black hat SEO (malas prácticas) como enlazar sin sentido o ‘sobreactuar’ con los anchor text. No es recomendable el exceso de palabras clave en los enlaces a otras páginas. No es natural que todos ellos apunten a la misma página de aterrizaje y con idénticas keywords. Ayuda al usuario, no a los motores de búsqueda y obtendrás buenos resultados.

Estructura web

Sólo un experto puede analizar y realizar cambios útiles que contribuyan a mejorar la arquitectura de la web de tu negocio. Las páginas importantes han de ser accesibles por el usuario en un máximo de tres clics. Organiza por categorías y subcategorías las diferentes zonas de tu web: el blog, la tienda online, landing page de un servicio, etc.

Esta estructura se refleja en el famoso archivo Sitemap de Google Search Console. Con este documento ofrecemos a Google información sobre las diferentes zonas en las que se jerarquiza nuestra web. Junto con el archivo robots.txt, ayuda a las ‘arañas’ o crawlers de Google a escanear las páginas más importantes. Debes discriminar aquellas zonas a las que no quieras que accedan las arañas, por ejemplo la zona del carrito o login (acceso de los usuarios con sus credenciales a una web).

En Versusbyte somos especialistas en diseño, desarrollo web y marketing digital. Te ayudamos a crear la estrategia SEO que se adapte a tu negocio y a optimizar on page off page tu web y a diseñar la estructura de enlaces internos y externos.

SEO On Page vs. SEO Off Page

Como mencionamos en la entradilla de este artículo, el off page son el conjunto de técnicas de posicionamiento y visibilidad online que se producen fueran del entorno de la web. Es la parte que más dolores de cabeza trae a los especialistas en SEO y comunicación. Muchos de los factores que entran en juego no dependen de nosotros y hay que trabajarlos en profundidad para prosperar. Por ejemplo, fomentar y buscar la mención de tu marca en otros sitios web o blogs del sector.

Establecer buenas relaciones con las personas o administradores de estos sitios y la elaboración de contenidos de interés para sus visitantes repercutirá en el branding (visibilidad de la marca). Redacta notas de prensa atractivas e interesantes para los medios digitales, haz guestposting (artículos de invitado en otros blogs) o establece acuerdos comerciales con otras marcas. Consigas enlaces o no, la mención de tu marca o de tu producto en una web de contenido similar o en un medio de autoridad, así como las menciones e interacciones en redes sociales, aumentan la visibilidad de tu empresa en Internet.

Aunque las especificaremos más adelante en otro artículo, estas son algunas de las técnicas más efectivas del SEO Off page:

  • Contenido: sí, otra vez. Es un factor determinante tanto en el SEO On page y Off page. Escribe artículos que sean atractivos para compartir en redes sociales o para ser mencionados en medios digitales y blogs.
  • Marketing de influencers: no intentes contratar los servicios de uno con cientos de miles o millones de seguidores. Escoge a alguien de tu nicho con autoridad y experiencia en su campo, pero que tenga una comunidad reducida. Prueba primero con los pequeños para ver qué retorno de la inversión (ROI) produce y ve escalando poco a poco.
  • Guestposting: escribe contenidos de interés y valor para tus clientes potenciales en otros sitios web de referencia. Propón un intercambio de artículos para que ambas páginas resulten beneficiadas por la información y por el intercambio en enlaces. Ojo, hazlo con coherencia y naturalidad o serás penalizado.
  • Redes sociales y foros: interactúa con tu comunidad y responde a sus preguntas. La comunicación por redes sociales es clave en la estrategia de posicionamiento. Las menciones a tus contenidos, productos o marca por parte de los usuarios incrementa la autoridad y notoriedad de la web.

¿Cómo mejorar el SEO en PrestaShop?

SEO en PrestaShop

No sólo debes prestar atención a las técnicas de posicionamiento en la home de la web o en el resto de landing pages, también puedes hacer SEO en PrestaShop. La tienda online debe integrarse con la estrategia del dominio orientado a mejorar el posicionamiento en los primeros resultados de Google. Las descripciones de los productos, las categorías, URLs o imágenes de cada artículo deben formar parte de la optimización SEO.

¿Cómo hacer SEO en PrestaShop?

Aunque un eCommerce cuente con pocos productos dentro de su catálogo, son decenas o cientos de enlaces internos los que se generan y que son aprovechables para el linkbuilding dentro de la estrategia SEO. El primer enfoque siempre se hace sobre el precio, costes, oferta de productos o el transporte, pero no olvides que la visibilidad en Internet es uno de los factores decisivos para potenciar la visibilidad y, por lo tanto, las ventas.

Puedes empezar por hacer keyword research y conocer cuál es la intención de búsqueda por la que los clientes potenciales encuentren tu web. Puedes ayudarte de herramientas gratuitas o de pago para hacer la búsqueda de palabras clave. Una de las más potentes y que es completamente gratis es Google Suggest.

Factores para mejorar el posicionamiento en la tienda online

Los elementos que más tienen en cuenta los motores de búsqueda a la hora de mejorar el SEO de PrestaShop u otras tiendas online como WooCommerce, son similares a los que sugiere Google y todos sus algoritmos (actualizaciones como Google Panda o Penguin).

Vamos a ver todas las áreas que pueden mejorar la visibilidad en Internet de tu eCommerce:

1. Keywords o palabras clave

La intención de búsqueda y las keywords que llevan a los clientes a un eCommerce suelen ser las descripciones o nombres de los productos. Aunque también se pueden captar clientes a través del marketing de contenidos. Es decir, generar contenido de valor en tu web que contenga información relacionada con los artículos.

Por ejemplo, si tienes una tienda virtual de venta de calzado deportivo, los usuarios buscarán «zapatillas deportivas», «zapatillas de deporte Nike» o «zapatillas de pádel». Estas son algunas de las palabras que habría que incluir en las páginas de producto de este caso ficticio.

2. Fichas de producto

La descripción debe contener las palabras clave seleccionadas así como una relación semántica y conceptual de otras ideas relacionadas con el tema. En el ejemplo anterior con las zapatillas Nike, la descripción tiene que incluir «para correr o andar por la ciudad» o «cómodas y ligeras». En este caso, ambas son características y propiedades principales de cualquier buen calzado.

3. Categorías

Además de las fichas y descripciones de productos, estos tienen que enmarcarse dentro de las categorías: «zapatillas de deporte», «zapatillas de fútbol» o «zapatillas de pádel» son algunos ejemplos. En este supuesto, la categoría «zapatillas de deporte» formaría la raíz de la categoría mientras que «zapatillas de fútbol», «zapatillas de pádel», «zapatillas de running» serían subcategorías.

4. Diseño responsive

Como ya sabrás, el diseño responsive es la capacidad de la web para adaptarse al tamaño de las pantallas de los diferentes dispositivos del mercado. Televisión, ordenador, tableta o móvil utilizan diferentes resoluciones y es necesario que las páginas se visualicen correctamente y ofrezcan la mejor experiencia de usuario posible en cada uno de ellos.

5. Enlazado interno

La estrategia de linkbuilding también es clave en el posicionamiento SEO de PrestaShop. Si continuamos con los ejemplos anteriores de calzado deportivo, si un usuario busca zapatillas de pádel y encuentra unas determinadas, tenemos que ofrecerle contenido relacionado. Es decir, más zapatillas de similares características para que pueda valorar más opciones o comprar otros productos.

En el sector de telefonía móvil, si un usuario quiere comprar un smartphone, quizá le puedan interesar otros productos como unos cascos bluetooth, protección para la pantalla o una funda.

6. Optimización de imágenes

Una tienda online que almacene tres o cuatro imágenes por producto y cuente con un catálogo amplio puede albergar miles de imágenes en cuestión de meses. Es importante optimizar estas imágenes con el tamaño y formato adecuados para no sobrecargar el servidor donde se aloje la tienda. Es muy importante que la velocidad de carga de la página sea la adecuada para que la navegación y, en definitiva, la venta, resulte rápida y agradable para el usuario